Inicio / Análisis / Ilkay Gundogan, perfil de un jugador marcado por las lesiones

Ilkay Gundogan, perfil de un jugador marcado por las lesiones

Con sólo 26 años Ilkay Gundogan se convirtió en un jugador muy importante a nivel europeo, este alemán de ascendencia turca logró una gran connotación tras ser un puntal del Nurberg y posteriormente del Borussia Dortmund, cuadro donde se ganó el cariño y el respeto de la afición.

En el Borussia Gundogan ganó la Bundesliga en 2012, título que rápidamente lo marcó como un ídolo de la exigente hinchada alemana. La ascendente carrera del mediocampista lo llevó a ser llamado a la selección de Alemania, debutando en 2011 en un amistoso frente a Brasil.

La carrera del joven futbolista parecía ir bien encaminada, hasta que las lesiones comenzaron a ser un grave problema en su carrera. En un encuentro amistoso entre Alemania y Paraguay en 2013, el mediocampista sufrió una lesión en la espalda que lo tuvo sin poder disputar gran parte de la temporada.

Esta lesión le costó dos operaciones, dilatando por un periodo de tiempo muy extenso su regreso a las canchas. Gundogan volvió a las canchas y continuó demostrando su tremenda capacidad y talento, logrando la Copa de Alemania con el Borussia, en una emociónate final contra el poderoso Bayern Munich.

Cuando todo parecía haber vuelto a la normalidad en la carrera del talentoso futbolista, el infortunio nuevamente le tenía preparada una sorpresa Tras un entrenamiento en su club, Gundogan sufrió una dislocación de rótula, quedando descartado de la Eurocopa 2016.

Nuevamente el joven mediocampista debió pasar por el quirófano, en una recuperación que tardo cuatro meses. A pesar de las graves lesiones, el jugador alemán continuó jugando a un alto nivel, lo que le permitió ser transferido al Manchester City de Inglaterra.

En Inglaterra Gundogan comenzó muy bien, tanto en la Premier League, como en la Champions League, el talentoso jugador se convirtió en pieza clave del equipo, incluso marcándole dos goles al poderoso Barcelona en la Liga de Campeones.

La mala fortuna nuevamente se hizo presente en la carrera del futbolista alemán, una rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha le causó otra pausa obligada al promisorio jugdor. Esta lesión llego en el peor momento, ya que Gungodan estaba retomando su nivel y era muy importante para el funcionamiento del equipo dirigido por Josep Guardiola.

Los tiempos donde el mediocampista era figura en el Borussia Dortmund han quedado en el pasado, la experiencia en el Manchester City parecía ir viento en popa, pero las constantes lesiones han frenado una carrera que parecía extraordinaria en algún momento.

Son pocos los jugadores en el mundo con la versatilidad y la clase que demuestra Ilkay Gungodan, todo ese talento le ha permitido al joven futbolista ser tentado por los más importantes conjuntos de Europa. Con 26 años la carrera de este jugador parece estar en su momento más complicado, no hay certeza de lo que va a ocurrir, ya que muchas veces estos problemas físicos terminan arruinando la carrera de muchos talentosos futbolistas.

Gungodan seguirá luchando por volver a su mejor nivel, las puertas del fútbol europeo siguen abiertas para que este habilidoso mediocampista nos siga deleitando con su maravilloso juego, en estos años donde Alemania necesita a un jugador de su clase.

Acerca de lama

Te puede interesar

Copa América 2011, un extraño campeonato

En el año 2011 la competencia más importante a nivel de selecciones se trasladó a …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *